Una pareja queda inconsciente tras intentar hacer el salto de Dirty Dancing

Los novios decidieron practicar la escena para poder realizarla durante su gran día

0
2007

Una pareja británica ha acabado en el hospital por intentar recrear el famoso salto de Dirty Dancing . Los afectados han sido Sharon y Andy Price, que se consideran fans incondicionales de este clásico del cine después de verlo más de 30 veces. Estaban a días de casarse y decidieron practicar la escena para poder así realizarla durante su gran día.

Lo que los novios no se imaginaban es que el salto no saldría como esperaban y que caerían desplomados al suelo. Al igual que Jennifer Grey saltó en los brazos de Patrick Swayze en la famosa escena, Sharon, de 52 años, saltó en los brazos de su amado Andy, de 51, para que él la alzara por encima de su cabeza.


El salto resultó ser fallido y se cayeron, golpeándose la cabeza con tal fuerza que quedaron inconscientes. Los familiares empezaron a hacer fotos, pensando que se trataba de una broma, hasta que se dieron cuenta de la seriedad de la situación y llamaron a una ambulancia. “No entendíamos que estaba pasando hasta que vimos que no se levantaban del suelo”, ha explicado Kerri, la sobrina de ambos.

Por suerte, los prometidos recuperaron la conciencia unas horas después en el hospital. Sharon ha explicado posteriormente a los medios británicos que los doctores se rieron cuando les contó cómo ocurrió el accidente. “Creo que para la boda nos decantaremos por una balada”, ha asegurado entre risas.

Sharon y Andy Price intentan hacer el salto de Dirty Dancing

Sharon y Andy Price intentan hacer el salto de Dirty Dancing (Otras Fuentes)

“Ahora estamos bien, pero Andy siente mucho dolor en la espalda y el cuello, y yo todavía me estoy recuperando”, ha asegurado la novia. “Pero estamos bien, todo ha quedado en un susto”, ha remarcado.

La pareja ha explicado que ese día llevaban unas copas de más y eso hizo que no pudieran controlar su equilibrio. “Estábamos tan contentos preparando la boda que no supimos frenar la emoción”.