¿Debes imponer un “Dress Code” a los invitados de tu Boda?

0
69

“Quien no vaya con esmoquin, no sale en la foto”. Así de tajante se mostraba una novia hablando de su boda este fin de semana. Su idea es que los hombres que acudan vistan igual que el novio. También quiere que ninguna mujer escoja el color rojo para ir a la ceremonia ya que es el que llevarán sus damas de honor. El problema es que ni una cosa ni la otra han sido especificadas en la invitación de la boda. ¿Cómo van a saber entonces los invitados qué pueden llevar y qué no? 

Una boda es también una fiesta y, como tal, si se quiere marcar una etiqueta de vestimenta esta debe ir especificada en la invitación a la misma. Por ejemplo, en los casos de las bodas en playas, muchos son los novios que establecen en el “save the date” que sea el blanco el color del traje o vestido que escojan los invitados para así seguir una armonía cromática durante toda la ceremonia.

También están los novios que piden que las invitadas acudan de largo si es boda de tarde al escudarse en lo que el protocolo recomienda (que no exige)​ en este tipo de enlaces, o los que vetan determinados colores simplemente por supersticiones.

No cabe duda de que se trata de una decisión libre de los novios que son quienes hacen de su día lo que más vaya con sus gustos, pero todo esto nos lleva a la siguiente pregunta: ¿se debe obligar a los invitados a vestir de determinada manera? Frente a las opiniones de quienes piensan que son los novios los que marcan las normas de la fiesta a la que ellos invitan están quienes aprecian como negativo que se trate de imponer un “dress code” solo porque queden más bonitas las fotos. Y vosotros, ¿qué opináis? El debate está servido.